Impresión 3D para repostería

Si eres un cocinitas o tienes un negocio de repostería, déjame decirte que la impresión 3D tiene mucho que aportarte. Podrás imprimir moldes para tus pasteles, cortadores para masa de galletas o hasta moldes para la espuma del café.

Si te está sonando interesante, quédate porque ya arrancamos.

¿Cómo puede ayudarte la impresión 3D en la cocina?

La impresión 3D es una tecnología (o familia de tecnologías) que está aquí para quedarse. Con el tiempo, a medida que se ha ido popularizando, han aparecido aplicaciones cada vez más ingeniosas en casi cualquier ámbito de la vida. La cocina es uno de los sectores tal vez menos explotados, debido a ciertos inconvenientes que te contaremos más adelante, pero si hacemos las cosas bien, la impresión 3D puede ser de gran ayuda para tu cocina.

Este artículo servirá como introducción al mundo de la conjunción de la cocina y repostería y la manufactura aditiva, por lo que te vamos a enseñar algunos ejemplos de cosas que se pueden hacer para aportar mucho valor a tus platos del día a día o a la repostería que ofrezcas en tu negocio.

Cortadores para galletas o fondant

Si buscamos en Amazon «molde para galletas» o «molde para fondant», nos encontraremos una serie de diseños, bastante convencionales y poco originales, que se repiten hasta la saciedad con muy poca variación.

Como puedes ver, la originalidad brilla por su ausencia. Es aquí donde la impresión 3D puede ser de gran ayuda ya que, con alguno de los múltiples programas de modelado que te hemos enseñado, te será muy simple diseñar tus propios moldes cortadores de galletas para crear las formas que más te gusten. Nosotros hemos diseñado un cortador de galletas con nuestro logo usando fusion 360 en menos de 5 minutos.

Podéis encontrar también multitud de moldes para galletas en Thingiverse y otras páginas similares utilizando el término «cookie cutter». Aquí os dejamos algunos ejemplos divertidos.

Para que te puedas hacer una idea, imprimir uno de estos moldes tardaría menos de dos horas y consumiría tan solo 20 gramos de filamento. Una vez impreso, podrás usar el molde para cortar tantas galletas o fondant como quieras.

Plantilla para decorar el café

Otro elemento bastante interesante son las plantillas que se utilizan para añadir decoración al café, habitualmente usando canela, cacao o la propia espuma del café. Al igual que en el caso anterior, ocurre que las plantillas que podemos comprar en los sitios de venta habituales como Amazon, son de lo más repetitivos y con muy poca personalidad.

Si buscas algo más personal, que le pueda aportar valor a tu negocio de café símplemente quieres personalizar tu café matutino, será muy fácil diseñar tu propia plantilla para añadir el logo de tu restaurante o la cara de tu superhéroe favorito. Te vamos a dejar unos ejemplos de thingiverse, que podrás encontrar buscando «coffee stencil».

Imprimir una de estas plantillas sólo te llevará unos 50 minutos, y gastará menos de 20 gramos de filamento. Una vez hayas impreso la plantilla podrás utilizarla tantas veces como quieras, y puedes tener muchas para escoger siempre aquella que más te apetezca.

Moldes para chocolate

Uno de los usos más chulos en nuestra opinión son los moldes para chocolate. En Amazon te costará encontrar algo que no sea el típico molde con forma de tableta de chocolate o de letras o formas geométricas simples.

Estos moldes son bastante sosos, y, si bien te harán el apaño para poder hacer tus propias piezas de chocolate, seguro que no impresionas a nadie con el resultado.

La impresión 3D te trae la solución, existiendo una cantidad ingente de moldes para crear tu propio chocolate en thingiverse y páginas similares bajo la búsqueda «chocolate mold». Te vamos a enseñar algunos de los que hemos encontrado, pero realmente hay una cantidad muy grande y te aconsejamos que eches un vistazo tú mismo.

Precauciones

Siempre que tratamos el tema de los productos food-safe o aptos para alimentación, queremos dejaros muy claro que la impresión 3D convencional no está pensada para producir piezas que lo sean.

El filamento

Por un lado, muchos filamentos son en sí mismos polímeros bastante nocivos para el cuerpo humano si son ingeridos, como puede ser el ABS. Otros, como el PLA o el PETG son en principio filamentos food-safe en la mayoría de los casos, aunque dependerá de la formulación concreta y el colorante usado, por lo que deberás mirar la información proporcionada por el fabricante.

Existen bastantes filamentos que, además de usar como base un polímero que en principio es food-safe, están certificados para ello, como por ejemplo los filamentos filamedic de la marca tecnikoa. Estos filamentos han sido certificados y son totalmente antibacterianos, por lo que son una muy buena opción.

La impresora

Incluso habiendo elegido un filamento que sea apto para uso alimentario, no podemos confiarnos, ya que el proceso de impresión en sí mismo no es precisamente limpio. Al fundir el filamento es posible que algunas partículas se carbonicen, dando lugar a químicos nocivos que no queremos que acaben en nuestra comida. Igualmente, el conjunto extrusor-fusor deberá ser apto para uso alimenticio, utilizando, por ejemplo, boquillas de acero inoxidable en vez de las típicas de latón, que pueden contener plomo.

Además, debes estar seguro que la impresora en la que se haya impreso tu producto no tenga restos de impresiones anteriores con materiales no aptos para la alimentación, ya que pueden quedar pequeños restos en los tubos de teflón, el hotend o la cama caliente.

Otros factores

Como puedes ver, son muchas las condiciones que tu impresora debe cumplir si quieres que las piezas que imprimas sean aptas para su uso en repostería o en la alimentación en general. Además de todo lo que te hemos contado, es fundamental que el procedimiento sea seguro e higiénico en todo momento, para garantizar que las piezas producidas no contienen ningún virus o patógeno debido a un contagio en el operario que lo imprimió.

Para terminar

Como has visto, no son pocas las maneras en las que puedes aportar valor y diversidad a tus recetas de repostería utilizando la impresión 3D. Moldes de fondant para tartas, cortadores de galletas, plantillas para decorar el café, moldes para hacer chocolate…

También te habrás dado cuenta de que no cualquiera con una impresora 3D puede garantizar todas las condiciones necesarias para que los productos impresos sean totalmente aptos para su uso con alimentos. En Bitfab, somos expertos en la impresión 3D profesional, y disponemos de las impresoras y materiales adecuadas, además de conocer todos los procedimientos necesarios para que puedas estar siempre tranquilo y seguro.

Si quieres que imprimamos por ti alguno de estos productos o cualquier otro para darle vidilla a tus postres, no dudes en contactarnos. De igual manera, si lo que buscas es a alguien que diseñe para ti un cortador para galletas o una plantilla para el café, en Bitfab estamos en contacto con modeladores profesionales que con mucho gusto te podrán ayudar.

4 comentarios en «Impresión 3D para repostería»

Deja un comentario